Seguramente has estado pensando y ha estado dando vueltas por tu cabeza la idea de independizarte, de liberarte de ese trabajo que te absorbe el tiempo y tu vida. Pero al mismo tiempo, no estás seguro y no has decido qué negocio emprender. Es importante tomar todo calmadamente y planificar con paciencia cada paso que has de seguir.

Veamos unas pautas clave que te ayudarán a decidir y tener las cosas más claras antes de iniciar tu negocio:

  • Analizar el mercado: Antes de empezar, debes tener clarísimo qué es lo que la gente necesita, tómate el tiempo de investigar, de estudiar el mercado, de analizar a tus futuros competidores, esto te ayudará a evitar los errores comunes que muchos empresarios cometen. Para estar seguro, es necesario que te hagas estas preguntas que te ayudarán a despejar un poco tus dudas:

¿Qué necesidad pienso cubrir con los productos o servicios que ofreceré en mi negocio?

 ¿Cuánta demanda y/o oferta hay  de este en el lugar donde incursionaré?

 ¿Qué hará a mi negocio diferente de la competencia?

¿Qué es lo que me permitirá liderar o ser competitivo en mi zona?

¿Cuánto tendré que invertir para montar mi negocio?

Entonces si lo que quieres es tener éxito en el rubro que hayas elegido, como dijimos debes tener claro qué es lo que la gente necesita, evaluar si el mercado existente está cumpliendo sus expectativas y en base a eso, encontrar algo que te distinga del resto.

Otro de los puntos importantes antes de montar tu negocio es tener en claro qué es lo que te motiva a emprenderlo:

Sabemos que la independencia es uno de ellos, pero además de ello, tienes que pensar si a lo que te vas a dedicar es algo que conoces y sobre todo que te gusta y apasiona, de lo contrario  no estarás motivado a seguir en el caso de un tropiezo y tu inversión será dinero desperdiciado.  Debes además tener una visión de éxito para tu negocio con los objetivos bien definidos que se encargarán de guiar cada paso que darás para conseguirlos.